Los cibermalos pueden hasta con Goku

Toei Animation ha revelado que los retrasos en Dragon Ball Super, One Piece y Digimon se debieron a un ataque de ransomware.

Alberto Payo

Periodista

Guardar

Goku, personaje de Dragon Ball.
Goku, personaje de Dragon Ball.

Los ciberdelincuentes no respetan nada, ni siquiera esos dibujos animados que nos acompañaron durante nuestra infancia o juventud y siguen entreteniendo a las nuevas generaciones. 

El pasado 6 de marzo el estudio Toei Animation anunció que sus redes habían sido vulneradas por un "tercero no autorizado" que habría retrasado la producción de algunos de sus proyectos más importantes. 

Varias de sus series de anime se vieron afectadas, incluyendo One Piece, Digimon: Ghost Game y Dragon Quest: The Adventure of Dai. Los fans vivieron atónitos como se posponía el estreno de nuevos capítulos y se emitían reposiciones durante más de un mes. 

Los productores de One Piece y Digimon comunicaron que iban a comenzar a emitir nuevos episodios próximamente.

Sin embargo, por ahora no hay noticias ni una fecha de estreno estimada para Dragon Ball Super: Super Hero, la que será la primera película animada completamente con CG. Su estreno se pospuso indefinidamente tras el incidente. 

Toei pide disculpas

Ahora Toei Animation reconoce haber sido objetivo de un ataque de ransomware mediante un virus que se cargó en la red privada y los servidores del estudio de animación, según informa NHK.

"El alcance de la situación aún está bajo investigación y se están realizando esfuerzos para normalizar las operaciones. Nos disculpamos profundamente con nuestros fanáticos por cualquier preocupación que esto pueda causar", ha explicado la compañía en un comunicado. 

Se desconoce si Toei pagó por el rescate, aunque sí se conoce que la empresa cerró sus redes internas para evitar daños mayores. Tampoco se sabe si los actores de amenazas llegaron a hacerse con algún activo que podría comprometer estos estrenos. 
 

Archivado en: