El observatorio astronómico chileno ALMA suspende sus operaciones por un ciberataque

El centro se ha visto obligado a desconectar su página web pública y no puede determinar cuándo retomará sus operaciones.

Alberto Payo

Periodista

Guardar

observatorio alma
observatorio alma

Los ciberdelincuentes están poniendo su punto de mira hasta en las estrellas. El observatorio astronómico ALMA (Atacama Large Millimeter/Submillimeter Array), ubicado en Chile, ha recibido un ciberataque de ransomware que le ha obligado a paralizar sus operaciones principales y su página web pública.

El incidente ocurrió el pasado sábado 29 de octubre a las 6.14 horas y, afortunadamente, no llegó a comprometer la antenas de ALMA ni ningún dato científico, según han informado en un comunicado. 

El observatorio dispone de 66 radiotelescopios de alta precisión de 12 metros de diámetro y ubicados a una altura de 5.000 m. Con un coste de 1.400 millones de dólares, sería el telescopio terrestre más caro del mundo. Además, es considerado el mayor observatorio astronómico del planeta.

"La amenaza ha sido contenida y nuestros especialistas están trabajando arduamente para restaurar los sistemas afectados", explican. 

"Dada la naturaleza del episodio, aún no es posible estimar un cronograma para el regreso a las actividades regulares. Estamos agradecidos por el apoyo y la comprensión de toda la asociación ALMA y nos disculpamos por cualquier inconveniente que resulte de los esfuerzos de recuperación", añaden en su escrito. 

En este momento el servicio de asistencia del observatorio tampoco puede responder a los tickets por correo electrónico. 

Aun no se sabe su autoría

Bleeping Computer ha contactado con ALMA para interesarse por el suceso. El centro les ha comentado que no pueden ofrecer más detalles, ya que hay una investigación en curso.

"Nuestro equipo de TI estaba preparado para enfrentar la situación y contaba con la infraestructura adecuada, aunque no existe una defensa perfecta contra los piratas informáticos. Todavía estamos trabajando duro en la recuperación total de los servicios. Gracias por su comprensión", han señalado. 

ALMA no ha compartido la naturaleza del ataque (no sabemos si ha sido ransomware y si se ha pedido un rescate) y tampoco se conoce la autoría de los actores de amenazas.

Dado que el centro es usado por científicos de la Fundación Nacional de Ciencias, el Observatorio Europeo Austral, el Observatorio Astronómico Nacional de Japón y otros grupos de todo el mundo, cualquier interrupción de sus operaciones afecta a múltiples equipos científicos y proyectos en curso.