• Home /

  • Vigilancia /

  • Corea del Sur usará el reconocimiento facial para rastrear a los infectados de Covid

Corea del Sur usará el reconocimiento facial para rastrear a los infectados de Covid

Como parte de un controvertido proyecto piloto que arrancará el próximo mes de enero en la ciudad de Bucheon.

Guardar

reconocimiento facial datos biométricos
reconocimiento facial datos biométricos

El uso de las nuevas tecnologías ha sido una de las medidas más adoptadas en todo el mundo para luchar contra la pandemia de la Covid-19, pero Corea del Sur va a dar un paso más con la nueva y controvertida iniciativa que va a poner en marcha para frenar la expansión del coronavirus.

Según informa Reuters, se trata de un proyecto piloto financiado por fondos nacionales que se va a lanzar el próximo mes de enero en Bucheon, una de las ciudades más pobladas del país (con más de 800.000 habitantes) situada a las afueras de Seúl, y que rastreará los movimientos de los infectados a través de tecnologías de inteligencia artificial, sistemas de reconocimiento facial y miles de cámaras de videovigilancia (CCTV).

Permite un rastreo mucho más rápido y eficaz

Reuters ha tenido acceso al documento de más de 100 páginas que ha enviado la ciudad surcoreana al Ministerio de Ciencia, Información y Comunicación para desglosar en qué consiste el proyecto y exponer todas sus "virtudes". Según explica, se han desplegado más de 10.820 cámaras CCTV por todo Bucheon y sus imágenes serán analizadas por un sistema que utiliza algoritmos de inteligencia artificial y tecnología de reconocimiento facial para seguir la pista de las personas contagiadas y de quienes hayan sido sus contactos directos, y para saber si llevaban mascarilla.

El documento señala que el sistema también está diseñado para que los equipos de rastreo superen la barrera que supone el hecho de depender en gran medida del testimonio de los pacientes con Covid-19, ya que no siempre son sinceros sobre sus actividades y paradero. Asimismo, sostiene que permite rastrear hasta a diez personas simultáneamente en un trascurso de cinco a diez minutos, frente a la media hora que aproximadamente conlleva controlar a una sola con los métodos tradicionales. Bastará, además, con un equipo de alrededor de diez empleados que trabajaran en un centro de salud público, según ha indicado a Reuters un funcionario de Bucheon.

"A veces se necesitan horas para analizar un solo metraje de CCTV. El uso de tecnología de reconocimiento visual permitirá ese análisis en un instante", aseguró el alcalde de Bucheon, Jang Deog-cheon, en su cuenta de Twitter.

Siguiendo la información de Reuters, el Ministerio de Ciencia, Información y Comunicación de Corea del Sur ha afirmado que el objetivo del proyecto es digitalizar parte del trabajo manual que deben realizar actualmente los rastreadores y no se plantea, al menos por el momento, expandirlo a nivel nacional. Al parecer no lo considera necesario y lo cierto es que el país ya dispone de un invasivo sistema de rastreo de contagiados o sospechosos, el cual también utiliza alta tecnología y recopila registros de tarjetas de crédito, datos de ubicación de teléfonos móvil y secuencias de CCTV, entre otra información personal.

Y también genera críticas

Aunque los agresivos métodos de rastreo usados en Corea del Sur han contado con un amplio apoyo por parte de su ciudadanía, este proyecto no ha estado exento de críticas. En este sentido, Reuters señala que los defensores de los derechos humanos y algunos políticos surcoreanos han expresado su preocupación de que el gobierno retenga y aproveche esos datos mucho más allá de las necesidades de la pandemia.

"El plan del gobierno de convertirse en un 'Gran Hermano' con el pretexto de COVID es una idea neototalitaria", ha asegurado a Reuters Park Dae-chul, del opositor Partido del Poder del Pueblo y quien ha filtrado el documento del proyecto. "Es absolutamente incorrecto monitorear y controlar al público a través de CCTV usando el dinero de los contribuyentes y sin el consentimiento del público", ha agregado.

El funcionario de Bucheon ha salido al paso de esta polémica y ha asegurado que no hay que preocuparse lo más mínimo en torno a la privacidad."No hay ningún problema de privacidad aquí, ya que el sistema rastrea al paciente confirmado según la Ley de Prevención y Control de Enfermedades Infecciosas. Los rastreadores de contactos se adhieren a esa regla, por lo que no hay riesgo de que se filtren datos o de que se invada la privacidad".

Según este mismo funcionario, las reglas establecen que los pacientes deben dar su consentimiento para que se use el rastreo de reconocimiento facial, pero incluso si no dan su consentimiento, el sistema puede rastrearlos usando su silueta y su ropa.

"La Agencia de Prevención y Control de Enfermedades de Corea (KDCA) dijo que el uso de dicha tecnología es legal siempre que se utilice dentro del ámbito de la ley de prevención y control de enfermedades", apunta Reuters. Y sentencia: "Los planes para barridos de reconocimiento facial impulsados ​​por inteligencia artificial se producen cuando el país experimenta con otros usos de la controvertida tecnología, desde la detección del abuso infantil en las guarderías hasta la protección policial"