El Yogur, clave para una alimentación infantil saludable

Las propiedades y beneficios saludables del yogur natural hacen necesario una revisión de la recomendación de su consumo en el ámbito escolar, con el fin de incluir, a menos, un yogur a la semana en los comedores de los colegios.

sara-olivo-escudo-digital

Redactora Jefe de Escudo Digital

Guardar

yogur
yogur

La esencialidad del yogur natural es clave en una alimentación infantil saludable y equilibrada. Esta es una de las muchas conclusiones del IV Encuentro AEFY, organizado por la Asociación Española de Fabricantes del Yogur y Postres Lácteos Frescos. Bajo el lema El yogur, esencial en la alimentación infantil, más de 120 asistentes presenciales y online se dieron cita en una jornada sobre la importancia del yogur en la alimentación de infantil.

Uno de los ponentes del encuentro, Guillermo Mena, dietista-nutricicionista y asesor recordó que en un momento como el actual, con una grave crisis económica, el yogur aporta proteínas de altísimo valor biológico, solo comparables a las del huevo, que contribuyen a hacer crecer la masa muscular. Recordó que su consumo aporta una cantidad de calcio equivalente a la que contienen ocho sardinas. Mena recordó la importancia de la lactosa, "demonizada" sin fundamento, con propiedades organolépticas importantísimas para la digestión y la absorción del calcio. Y también se habló de la peligrosa moda de que la gente que no es alérgica a la lactosa deje de consumirla.

"Consumir yogur es también un marcador de la calidad de la dieta, y el mejor yogur es el que contiene en su totalidad la  grasa láctea que es cardiosaludable", recordó Guillermo Mena. El Yogur no solo aporta calcio y proteínas, también  vitaminas importantes como son las del grupo B y las liposolubles A y D

¿Por qué el Yogur es un marcador de la calidad de la dieta?. Aquellas familias que lo consumen suelen ingerir también fruta, frutos secos, verduras y hortalizas  y alimentos cardiosaludables.

La jornada sobre la importancia del yogur en la alimentación de niños y niñas  ha contado con la presencia de Antoni Bandrés, presidente de AEFY, y Carmen Gayo, directora de la Oficina del Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil, quien ha clausurado el evento. 

Otros ponentes del encuentro han sido Carmen Pellicer, presidenta de la Fundación Trilema; y Olga Díaz Escalona, subdirectora del Área de Conocimiento de Inclusión Social de Cruz Roja. Ambas, junto a Guilermo Mena han protagonizado  una mesa de debate centrada en los “Valores, creencias y hábitos del consumo de yogur por el público infantil”. Olga ha corroborado la necesidad de lo que ha manifestado el presidente de AEFY en su discurso inaugural, la necesidad de disminuir el IVA del Yogurht a un tipo del 4%, en un momento tan difícil como el actual, cuando un 77% de familias incluidas en un estudio de  Cruz Roja se encuentran en riesgo de pobreza. Uno de los indicadores es que no pueden permitirse comer carne o pescado dos días seguidos. Para Escalona, es importante remarcar que es muy difícil encontrar una alimentación saludable en un hogar al que le ha afectado la complicada situación económica por la que pasamos y ese es uno de los motivos por los que Cruz Roja ha detectado que muchos niños y niñas entran en el colegio sin desayunar y eso podría afectar a su rendimiento académico.

En este contexto, la importancia alimenticia del Yogur es evidente. Antoni Bandres lo expuso así: “Nuestra propuesta de aplicar el IVA del 4% a un alimento saludable como es el yogur natural es una oportunidad para avanzar en políticas que favorezcan la lucha contra la obesidad en nuestro país. La reducción del IVA contribuiría, sin lugar a duda, que las rentas más bajas puedan acceder a una alimentación saludable y equilibrada, como el yogur natural”.

Por último, Pablo Contreras, socio consultor de Ideas Action Lab, ha presentado los resultados del estudio “Valores, creencias y hábitos del consumo de yogur por el público infantil”.  La escasez de yogures naturales en los menús de los comedores escolares ha sido la principal reflexión de esta jornada profesional.

Debido a las propiedades y beneficios saludables del yogur natural, desde AEFY creen necesario realizar una revisión de la recomendación de su consumo en el ámbito escolar, con el fin de incluir, a menos, un yogur a la semana en los comedores de los colegios. El camino a seguir: educación en hábitos saludables. 

Carmen Gayo, directora de la Oficina del Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil, ha destacado que “la obesidad infantil es uno de los principales problemas de la salud pública a nivel mundial y se considera una de las pandemias más relevantes del Siglo XXI, lo que supone un gran coste para todos”.

Asimismo, Carmen Gayo, ha querido remarcar que España es uno de los países de la UE donde hay mayor prevalencia de sobrepeso y obesidad infantil existe, 4 de cada 10 niños tienen este tipo de problema. Así, considera que “la promoción de hábitos saludables en los entornos donde crecen los niños es un instrumento clave para luchar contra la pobreza infantil.”

Y también recordó que “la escuela es una plataforma única para diseñar intervenciones que tengan un impacto verdadero en la adquisición de hábitos saludables.” Por su parte, Antoni Bandrés, presidente de AEFY, ha puesto en valor al yogur natural, un alimento recomendable durante las diferentes etapas de la vida, dentro del marco de una alimentación saludable: “sus aportaciones y beneficios saludables son especialmente relevantes en las diferentes etapas de desarrollo y crecimiento, como la infancia”.

Un millón de toneladas de Yogur y 6.000 empleos directos

IV Encuentro AEFY Antoni Bandrés y Carmen Gayo (1)
IV Encuentro AEFY , en la imagen Antonio Bandrés y Carmen Gayo

 

Por ello, para Bandrés es necesario que el yogur no solo sea un alimento habitual en los hogares, sino también en el colegio, con el objetivo de asegurar unos patrones de alimentación saludables entre la población infantil. “Desde AEFY queremos promover la accesibilidad de los más pequeños a alimentos de alta densidad nutricional y que benefician su correcto desarrollo. Para garantizar la toma de un alimento tan esencial para los niños y niñas como el yogur, los centros escolares tienen un papel fundamental, siendo necesaria la revisión de los menús de los comedores para incluir, al menos, un yogur natural a la semana” 

Antoni Bandrés también puso en valor que durante 2021 el sector tuvo una producción que ascendió a un millón de toneladas, “siendo responsable de más de 6.000 empleos directos”.

Por su parte, Carmen Pellicer, presidenta de la Fundación Trilema, abordó en su discurso la importancia que tiene la escuela a la hora de enseñar aspectos que tengan que ver con la alimentación saludable y en muchas ocasiones las familias no saben cuál es la incidencia de ciertos alimentos en las dietas de los niños a largo plazo. Por ese motivo, Pellicer añadió que “la escuela tiene un papel de impacto social importante y de alguna manera también ayuda a “educar” a las familias y los hábitos saludables que inculcan los padres en los niños”.

 

 Este año, el evento anual de AEFY contó con la intervención de Pablo Contreras, socio consultor de Ideas Action Lab, quien presentó los resultados del estudio “Valores, creencias y hábitos del consumo de yogur por el público infantil”.

Esta investigación ha constatado que los padres y madres españoles ven insuficiente la cantidad de yogures que sus hijos toman en el colegio, por lo que más de la mitad, un 53,7%, desean que se aumente esta cantidad.  El estudio revela que el yogur tiene una buena penetración en los hogares españoles, si bien “el contraste lo encontramos al analizar el consumo del yogur en los colegios ya que casi la mitad de los alumnos, un 47,7%, toma uno o ningún yogur a la semana” señala Contreras. 

Al acto, celebrado en el Colegio Trilema el Pilar con la colaboración de CHR Hansens, asistieron numerosos expertos en nutrición, prensa especializada y profesionales del sector, y por supuesto, en el descanso entre ponencias de consumieron exquisitos yogures acompañados de frutos secos y diversas frutas, una combinación básica de infinidad de recetas atractivas para niños y grandes, como se recordó durante el encuentro.