Estados Unidos reafirma en Marruecos su respaldo al plan de autonomía para el Sáhara

La secretaria de Estado adjunta de Estados Unidos, Wendy Sherman, alabó el papel de Marruecos "para mantener la paz y la seguridad en la región" y reconoció su acercamiento a países como Israel.

Guardar

El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, y la subsecretaria de Estado estadounidense, Wendy Sherman.
El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, y la subsecretaria de Estado estadounidense, Wendy Sherman.

La secretaria de Estado adjunta de Estados Unidos, Wendy Sherman, reafirmó ayer martes en Rabat el respaldo de Washington al plan de autonomía marroquí para el Sáhara Occidental, que considera "serio, creíble y realista".

Un día después de visitar España y verse, entre otras autoridades, con el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, la número dos del Departamento de Estado norteamericano se reunió en Rabat con el jefe de la diplomacia marroquí, Nasser Burita.

Sherman alabó el papel de Marruecos "para mantener la paz y la seguridad en la región" y reconoció su acercamiento a países como Israel, fruto en este caso de un acuerdo para la normalización de relaciones que coincidió con el reconocimiento de la soberanía marroquí sobre el Sáhara Occidental por parte del expresidente Donald Trump.

Plan de autonomía de Marruecos

Sherman no aludió a cuestiones de soberanía, pero sí consiguió que el plan de autonomía que Rabat defiende para la antigua colonia española es una posible vía "para satisfacer las aspiraciones de la población de la región", según declaraciones divulgadas por el Departamento de Estado.

Asimismo, reiteró el respaldo norteamericano a la labor del enviado especial de la ONU, Staffan de Mistura, insistiendo en que Estados Unidos tiene "una mente abierta" a la hora de lograr una posible solución que satisfaga a todas las partes.

El Frente Polisario, que controla la República Árabe Saharaui Democrática (RASD), ha expresado de forma reiterada su rechazo al plan de autonomía marroquí, en la medida en que no contemplaría la autodeterminación del territorio.

Por su parte, Burita ha constatado tras sus contactos con Sherman que Estados Unidos respalda la "marroquinidad" del Sáhara Occidental, un eje central para la política de Rabat, que aspira a seguir estrechando lazos con Washington tras el recelo de la Administración de Joe Biden a revertir los pasos dados por Trump.

Ambas partes se han mostrado dispuestas a mejorar las relaciones bilaterales, algo que, según Burita, se plasmará en futuras visitas de altos cargos, la más importante de ellas en mayo para una reunión e la coalición internacional contra Estado Islámico a la que prevé asistir el secretario de Estado, Antony Blinken, según la agencia de noticias oficial MAP.

Relaciones bilaterales entre España y EE.UU.

En su paso por Madrid en el dia previo, la 'número dos' del Departamento de Estado, Wendy Sherman mantuvo sendos encuentros con el ministro de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, José Manuel Albares, y con su homóloga española, Ángeles Moreno, con la que inauguró el primer seminario España-EEUU sobre ciberseguridad.

Uno de los temas abordados en sus encuentros fue la próxima cumbre de la OTAN que acogerá Madrid el 29 y 30 de junio. "Es fantástico que España acoja esta cumbre crítica y no se me ocurre un lugar mejor para que se produzca", ha subrayado, asegurando que España es "un aliado fuerte" en el seno de la Alianza Atlántica.

Además, aprovechó para reiterar el agradecimiento de su país por las bases de Rota y Morón y también por haber permitido su uso el verano pasado en la evacuación de colaboradores afganos desde Kabul tras la toma del poder por los talibán.

Igualmente, dio la bienvenida a la decisión de enviar armamento a Ucrania, así como ayuda humanitaria y acoger a refugiados ucranianos por parte del Gobierno español, así como el compromiso que tiene con el flanco oriental de la OTAN, con tropas, aviones y buques desplegados.

Archivado en: