Contenido ofrecido por
Aeternal Mentis

Una Inteligencia Artificial mejorará la miel de Sierra Nevada

Una empresa granadina creará con IA una nueva línea de mieles de alta gama con propiedades beneficiosas para la salud

Guardar

Sierra Nevada
Sierra Nevada

La Inteligencia Artificial está produciendo una disrupción en la industria alimentaria. Según un informe de Global Data, las menciones a la inteligencia artificial en los registros de empresas de la industria alimentaria aumentaron un 17% entre el primer trimestre y el segundo de 2021.

Entre sus múltiples beneficios está la reducción del desperdicio de alimentos y de la tasa de mortalidad por falta de nutrición, una mayor comprensión de los gustos de los consumidores y una mayor eficiencia en los cultivos. Y, por supuesto, una mejora consistente en la calidad de los productos.

Este último es el objetivo de la empresa granadina Feysol Nature, que pretende emplear la Inteligencia Artificial para potenciar las propiedades funcionales y de calidad de la miel multifloral con origen en Sierra Nevada, creando así una nueva línea de mieles de alta gama con propiedades beneficiosas para la salud.

Esto se conseguirá gracias a un estudio piloto para el monitoreo de colmenas mediante herramientas basadas en tecnología 4.0, y el desarrollo de algoritmos de inteligencia artificial a partir del Big Data, que permitirán medir y controlar los factores que influyen y determinan la calidad de la miel a lo largo de todo el proceso, tanto en producción apícola primaria como durante su procesado, envasado y almacenamiento en planta.

Según informa el diario Granada Hoy, este año ya se han instalado lotes de 10 colmenas en 21 emplazamientos distribuidos por toda Sierra Nevada que aseguran cubrir la extraordinaria biodiversidad vegetal nevadense, especialmente de aquellas especies de interés apícola, tanto nectaríferas como poliníferas.

Las mieles obtenidas son sometidas después a un minucioso análisis de las propiedades fisicoquímicas, determinación de pólenes y descripción de compuestos bioactivos presentes en cada una de las muestras correspondientes a cada emplazamiento. En 2022 y en 2023 se repetirán estas acciones en las mismas parcelas seleccionadas de acuerdo con las especiales características botánicas de cada una de ellas, que alcanzan el 95% de la singular biodiversidad de la flora nevadense.

Tres enfoques para desarrollar la miel

Para determinar la contribución de las diferentes especies de plantas a la composición específica de cada una de las mieles obtenidas se llevará a cabo un minucioso estudio de la vegetación  que se aborda con tres enfoques: La caracterización espacial general de la vegetación para describir la estructura física, la definición de índices de diversidad y abundancia de las plantas de especial interés apícola y el seguimiento temporal de la evolución fenológica de una selección de especies de mayor interés apícola.

Feysol cuenta para este proyecto con la colaboración del Instituto de Nutrición y Tecnología de los Alimentos de la Universidad de Granada (Inyta), y de las empresas de consultoría ambiental Gestemasur y de agrointeligencia Hispatec.

 

Archivado en: