Estas son las reglas de oro de las fuerzas policiales para comprar online

Las ha compartido la Policía Nacional y forman parte de una campaña de Europol contra el fraude en el comercio electrónico.

Guardar

Seguridad de las compras online en el e-commerce
Seguridad de las compras online en el e-commerce

El auge del comercio electrónico, sin duda impulsado por la pandemia de la Covid-19, también ha traído consigo un aumento de los ciberdelitos en este ámbito. Los consumidores se enfrentan a diversos riesgos a la hora de comprar por internet y, además, se espera que este año el coste total del fraude asociado al e-commerce siga creciendo, elevándose hasta llegar a los 48.000 millones de dólares.

"Si bien los pagos en línea son generalmente seguros, los delincuentes siempre encuentran nuevas formas de robar su dinero", advierte Europol.

Para ayudar a los ciudadanos a no ser víctima de quienes intentan sacar tajada del e-commerce realizando actividades delictivas, Europol puso en marcha hace tiempo la campaña #BuySafePaySafe. Se trata de una campaña de concienciación contra el fraude en el comercio electrónico que proporciona consejos básicos para evitar caer en las trampas de los ciberdelincuentes. Cuenta con el apoyo de diversos países de la Unión Europea, España entre ellos a través de la Policía Nacional y la Guardia Civil.

Ambos cuerpos participan activamente en esta iniciativa de Europol y la última muestra de ello es la publicación que ha compartido la Policía Nacional en su cuenta de Twitter, donde ha ofrecido las "reglas de oro" para comprar en internet.

Las reglas de oro para la compra online

Comprar en sitios de confianza: Usar marcas y tiendas con las que se está familiarizado, una práctica que afortunadamente está bastante extendida entre los españoles.

Revisar las opiniones y las calificaciones: Esta medida es especialmente importante cuando se compra en tiendas desconocidas y de vendedores particulares.

Controlar los cargos: Antes de proporcionar los datos bancarios para abonar una compra de e-commerce, es conveniente averiguar cómo se puede detener este servicio.

Verificar que la transmisión de datos es segura: Utilizar protocolos HTTPS y SSLS. Recordar que el símbolo del candado por sí solo no significa que una página web sea legítima.

Pensárselo dos veces antes de pagar: Estar seguro de que se conocen los riesgos de comprar en internet.

Usar tarjetas de crédito: La razón es que la mayoría de ellas tienen una política de protección del usuario en la que, si no se recibe el producto que se ha encargado, el emisor de la tarjeta le reembolsará la cantidad.

Conservar todos los documentos relativos a las compras online: Podrían ser necesarios para demostrar el pago o para determinar los términos y condiciones de la venta.

No enviar dinero a desconocidos: Y, si es posible, elegir recibir primero el producto.

No enviar nunca la información de las tarjetas bancarias por correo electrónico: Esto incluye cualquier dato de la tarjeta.

Verificar la seguridad de la pasarela de pago: Comprar únicamente en sitios web que utilicen sistemas de autenticación completos, como las de "Verificado por Visa/MasterCard Secure Code".

Las reglas de oro para comprar online
Las reglas de oro para comprar online